El parto “medicalizado” Vs el parto “libre”: rutinas hospitalarias, elección y el punto intermedio

El parto “medicalizado” Vs el parto “libre”: rutinas hospitalarias, elección y el punto intermedio

Entendemos como parto medicalizado al alumbramiento asistido por médicos en una institución, como hospitales o sanatorios, que cuenta con ciertos pasos aparentemente rutinarios y justificados como la administración oxitocina mediante goteo, la aplicación de peridural o la episiotomía. Con el crecimiento y la reciente difusión de la corriente del parto humanizado, han quedado en evidencia ciertas de estas rutinas hospitalarias que se revelan innecesarias en la mayoría de los casos.

Asumiendo el control de nuestro parto: decidir el lugar, la asistencia y las mediaciones

Asumiendo el control de nuestro parto: decidir el lugar, la asistencia y las mediaciones

En 2004 se sancionó en Argentina la Ley 25.929, la “Ley de Parto Humanizado”. El artículo segundo está dirigido particularmente a la mujer embarazada, y establece, ente otras cosas, que ellas tienen derecho a “ser considerada como una persona sana, de modo que sea protagonista de su propio parto” y a vivir un “parto natural, respetuoso de los tiempos biológico y psicológico, evitando prácticas invasivas.”