La hora sagrada después del parto

La hora sagrada después del parto

Después del parto existe un lapso de tiempo muy sensible que se denomina “la hora sagrada”. Es en estos momentos que el recién nacido debe permanecer en contacto piel a piel con su madre, siempre y cuando no haya sufrido complicaciones durante el nacimiento.

Cada vez más son los especialistas que incentivan el encuentro íntimo entre la madre y su hijo apenas sale del vientre, recomendando que los chequeos y rutinas iniciales se posterguen un poco, o incluso se revise al bebé mientras permanece encima de su madre.