Qué es la rotura de bolsa

La rotura de bolsa se produce generalmente cuando la mujer entra en trabajo de parto, durante proceso de la dilatación. Este es el saco amniótico, la membrana que protege al bebé y está llena de un fluido que lo amortigua durante la gestación, lo deja moverse y evita infecciones.

Si bien toda mujer embarazada tiene un saco amniótico, sólo un 10% de ellas rompen bolsa antes de que comiencen las contracciones del trabajo de parto. En definitiva el 90% de las embarazadas pasa por esta etapa cuando se encuentra en pleno trabajo de parto.



Qué es la rotura de bolsa

romper bolsa

La razón por la cual se rompe este saco amniótico (ya sea antes o durante el parto) es porque se trata de una parte del proceso natural en el que el cuerpo se prepara para dar a luz. Las contracciones aumentan de intensidad y son cada vez más frecuentes una vez que se rompe la bolsa, pero pueden pasar hasta 48 horas antes de que comience el trabajo de parto en sí.

En la mayoría de los casos donde hay rompimiento de bolsa, los médicos inducen el parto porque el riesgo de infecciones aumenta. En otros casos, no hay rompimiento de bolsa y el obstetra lo debe hacer manualmente.

Algunas mujeres rompen bolsa y no se dan cuenta de, esto es porque no siempre se desprende mucho líquido y se lo suele confundir con una fuga de orina. Esto es normal ya que en etapas avanzadas del embarazo, las micciones son más frecuentes por la presión que el bebé genera sobre los riñones.

Es importante ir de inmediato al médico cuando se rompe bolsa, en especial si la fecha de parto es mucho más adelante. Después de que esto suceda no hay que introducir tampones ni tener sexo.

El color del líquido expulsado es claro como agua, si en cambio presenta un color amarillento, verdoso o amarronado también hay que decírselo al médico de inmediato porque indica la presencia de meconio. El meconio son las primeras heces del recién nacido, y normalmente las expulsa tras el parto. Cuando sucede dentro del útero, indica un sufrimiento fetal y múltiples complicaciones de gravedad.





Puede Interesarte


Comenta este articulo