Microinyección intracitoplásmica de espermatozoides, ICSI

La Microinyección intracitoplásmica de espermatozoides (ICSI) es un proceso de fertilidad asistida que se asemeja mucho a la fecundación in Vitro convencional pero tiene la diferencia de que la inseminación de los óvulos se hace introduciendo un espermatozoide con una microaguja.
Es una técnica mucho más compleja que la fecundación in Vitro por lo cual es mucho más costosa y con mayor rango de efectividad en casos especiales.

La forma de proceder en este tratamiento es semejante a la fertilización in vitro, solo que en este caso los ovocitos son inseminados mediante la introducción artificial y un micromanipulador que inserta un espermatozoide en cada uno de los óvulos maduros. Las complicaciones que puede acarrear este método son las mismas que las de la fecundación in vitro convencional.



Microinyección intracitoplásmica de espermatozoides, ICSI

La ICSI es recomendada en casos de:

Esterilidad masculina: en casos de hombres que tienen criptozoospermia, oligozoospermia, astenozoospermia, azoospermia, teratozoospermia, oligoastenozoospermia y oligoastenoteratozoospermia. También en casos de varones que se sometieron a una vasectomía o que poseen una enfermedad infecciosa, quienes hayan congelado el semen o que no pueden conseguir una eyaculación.

Esterilidad femenina: se usa el ICSI en mujeres con un bajo número de ovocitos, ovocitos obtenidos con zona pelúcida engrosada o que poseen ovocitos de mala calidad.

Fracasos de embarazos en anteriores intentos con fecundación in Vitro convencional.

Fracasos en la fecundación de los ovocitos con fecundación in Vitro convencional.

En casos de maduración invitro de ovocitos inmaduros.

Microinyección de ovocitos no fecundados con la fecundación in Vitro convencional.

En casos donde se necesita un diagnóstico genético preimplantatorio (DGP) a causa de problemas genéticos de los padres o bien para conocer que embriones son normales genéticamente.

En casos de esterilidad inmunológica por bajos anticuerpos antiespermatozoides y anteriores fracasos en ciclos de inseminación artificial, como así también en situaciones de esterilidad inmunológica con gran cantidad de anticuerpos antiespermatozoides.





Puede Interesarte


Comenta este articulo