Las contracciones de Braxton Hicks

Las contracciones de Braxton Hicks son las contracciones que suelen sentirse unos meses antes de la fecha del parto, esto es normal y pasa porque el útero y contrae y relaja de forma esporádica.

Estas contracciones no las sienten todas las mujeres, algunas las perciben notablemente y otras prácticamente no las experimentan. Las mamás que perciben más este tipo de contracciones son las que ya han tenido un bebé o dos, y las suelen notar desde la semana 15 de gestación.



Las contracciones de Braxton Hicks

Las contracciones de Braxton Hicks tienen este nombre debido al médico Inglés que la describió en 1872, y según las estadísticas suelen comenzar a partir de la 7 semana, solo que son imperceptibles en este momento.

Estas contracciones suceden normalmente porque el útero tiene que “calentar motores” antes del parto, en definitiva es un músculo que se vuelve bastante grande al final del embarazo.

Necesita mucha cantidad de energía para dilatar el cuello del útero y poder empujar al bebé hacia la vagina, como todo músculo se beneficia con el ejercicio y en este caso las contracciones de Braxton Hicks son las que lo ponen en forma.

Las contracciones de Braxton Hicks son generalmente sin dolor y aparecen de forma irregular, se notan cuando se coloca la mano sobre el vientre de la embarazada y éste se pone duro como una roca. A medida que su embarazo avanza, comienzan a ser más frecuentes y pueden ser incómodas, sobre todo, para las mujeres que ya han tenido hijos.

Estas contracciones a diferencia de las propias del trabajo de parto, no cambian el cuello uterino al menos al principio. A medida que se acerca la fecha de parto, el cuello del útero puede empezar a dilatarse y como consecuencia de ello la mujer lo percibe.

Cuando aparecen las contracciones de Braxton Hicks hay que cambiar la posición, ir a dar un paseo o tomar una ducha. Si se sienten de forma más frecuente, son  dolorosas o son muy duraderas es probable que se trate de un trabajo de parto real, por lo que es recomendable consultar de inmediato con el médico.





Puede Interesarte


Comenta este articulo